31 enero 2018

#OrigiReto2018 La noche del amor

Relato para el Reto de escritura de #OrigiReto2018 - Ejercicio: 01 - Crea una historia que esté centrada en un ritual.

Bases en:
http://nosoyadictaaloslibros.blogspot.com.es/2017/12/reto-de-escritura-2018-origireto.html
o en
http://plumakatty.blogspot.com.es/2017/12/origireto-creativo-2018-juguemos.html

Aquí la pegatina:



Y a partir de aquí, el relato.

LA NOCHE DEL AMOR



No soportaba aquel ritual ni el nombre que le habían dado: la noche del amor. El amor no era aquello. No llegué a conocerlo, pero leí sobre él, lo vi en los ojos de mis familiares y de mis amigos… Y aquella aberración no merecía tal nombre.

Aunque ya estaba acostumbrado, lo peor de todo era ser el encargado de preparar la ceremonia y tener que responsabilizarme de presidir su celebración. La guerra nuclear no solo se había llevado miles de millones de vidas, también había terminado con costumbres y sentimientos que, antes del fin del viejo mundo, se creían inseparables de nuestra especie.

Cuando salí de mi habitación rumbo a la sala donde me esperaban las cuatro chicas, vestía el traje ceremonial: la túnica roja con cinturón negro. Vestían prendas del mismo color las cuatro niñas: María, Paula, Rosa y Julia. Ellas llevaban el cabello recogido. Sus futuras parejas también vestirían túnicas, azules en su caso. Aquella vestimenta arcaica trataba de representar una vuelta a la Naturaleza perdida, a pesar de que emparejar a seres humanos de tal forma era del todo artificial.
Aquel ritual no fue como los demás. A mitad de camino del salón donde esperaban todos, Marcos salió de algún sitio y se abrazó a Julia.

—No vayas —le dijo a la chica.

—¡Suéltame! ¿Aún no entiendes que no me importas, que solo jugué contigo?

Pero a Julia se le habían arrasado los ojos y a pesar de que Marcos solo le llegaba a la cintura, no se libró de él.

—Marcos —le dije mientras le obligaba a soltarla—, es su obligación.

Julia y Marcos eran una pareja extraña. Decían los rumores que se amaban, aunque se educaba a todo el mundo para que rechazara tal sentimiento. En otros tiempos, su amor habría tenido futuro. En el nuevo mundo, un hombre estéril no podía exigirle a una mujer fértil que renunciara a la noche del amor, ni siquiera aunque su esterilidad se debiera a mutaciones causadas por la radiación.

Aquella noche del amor apenas pudo empezar. Pronuncié la primera frase del ritual y una explosión, que llenó de humo parte del salón, nos hizo agacharnos o intentar huir. Ya no soy joven: me quedé sentado en el suelo, atónito. Y cuando vi a Marcos correr hacia Julia, tomarla de la mano y huir con ella, supe que la explosión fue parte de su plan.

* * * * *

Al principio no entendí el plan de Marcos. Atraparon a los dos chicos tras una persecución a través de un par de kilómetros de galerías. Encarcelaron a Marcos y la noche del amor que había interrumpido se celebró dos días después. Reunido con los otros dos miembros del Consejo, intercedí por Marcos, pero José Enrique y Paloma fueron inflexibles. Con mi voto en contra, decidimos ejecutar al muchacho. Pedí a mis compañeros ser quien le comunicara la sentencia.

Marcos escuchó mis palabras sin manifestar emociones. Se esperaría tal decisión. Le pregunté por qué había intentado aquello.

—Porque amo a Julia, y ella no quería acostarse con otro.

—Es su obligación.

—Y Julia la acepta, pero le parte el corazón. Lo sé, y no quiero ese futuro para ella.

No respondí. No tenía sentido reiterar que las mujeres debían tener todos los hijos posibles, para que las poblaciones menguaran más despacio. Cuando la atmósfera estuviera limpia y las comunidades dispersas pudieran reunirse, ya no sería tan necesario.

—Antes de morir —dijo Marcos—, quiero enseñarle algo. Por favor.

Llamé a dos hombres, que abrieron la celda y le ataron los brazos. Marcos nos condujo por una ruta muy larga y sinuosa. Y me quedé atónito cuando abrió una puerta muy bien disimulada. En un salón de la caverna, Marcos había construido campos de cultivo y muebles. Tenía que haberle llevado meses crear aquello, tiempo robado al sueño. Era un trabajo hecho tras las jornadas agotadoras en los cultivos de la comunidad. Me sorprendió la ingenuidad del joven, que creía que podría vivir allí con Julia sin que, tarde o temprano, alguien les descubriera.

—Que la comunidad aproveche todo esto. A Julia y a mí ya no nos hará falta —dijo Marcos con tristeza.

Avancé hacia el dormitorio que el chico había creado en una esquina. Había pinturas rupestres. Y, hecho a lápiz, un retrato de Julia, que me sonreía. No sabía que Marcos supiera dibujar, ni que alguien pudiese amar con tanta pasión en un mundo donde los sentimientos eran algo lejano y olvidado. 

* * * * *

Pensé que no volvería a sentir tanta tristeza como la que me atormentó los primeros años tras la guerra nuclear. El día de la ejecución de Marcos descubrí que me equivocaba. En nuestra comunidad no se toleraba la violencia, así que nadie heriría a Marcos. Le haríamos salir al exterior sin traje: moriría en pocas horas.

Estábamos a punto de matar al mejor de nosotros, al más valiente, al que aún podía amar y soñar con una vida cuyo único propósito no fuera mantener la especie. En el viejo mundo habría sido un ejemplo, un héroe de los que siempre se andaba escaso. En el nuevo mundo, no había sitio para él.

—¡Marcos! Todo lo que te dije era mentira. ¡Te quiero!

El muchacho se volvió, pero era tan pequeño que no pudo ver a Julia. Marcos le declaró su amor por última vez, la joven empezó a llorar y recordé aquellas novelas románticas de antes de la guerra. La diferencia era que el galán era demasiado pequeño y feo, y que el amor había perdido. Empujaron al chico hasta la exclusa y Paloma, que abrió la puerta, le sonrió.

—Haznos un favor. Aléjate todo lo que puedas y ahórranos ver tu cadáver la próxima vez que salgamos.

Aquella muestra de crueldad estuvo a punto de conseguir que me rebelara. Habría impedido que le metieran en la exclusa, habría gritado que aquello era monstruoso, que no teníamos derecho a matar a nadie por escuchar a su corazón, que él no había intentado hacerle daño a nadie. Pero yo no era como Marcos. Cerraron la exclusa y la única protesta fueron los sollozos de Julia.

La puerta exterior se abrió y Marcos se alejó, sin volver la vista atrás ni una sola vez.

24 enero 2018

#OrigiReto2018 Llueve ceniza

Relato para el Reto de escritura de #OrigiReto2018 - Ejercicio: 01 - Elige un momento histórico importante y describe como sería la vida hoy si hubiera sucedido de otra forma.

Bases en:
http://nosoyadictaaloslibros.blogspot.com.es/2017/12/reto-de-escritura-2018-origireto.html
o en
http://plumakatty.blogspot.com.es/2017/12/origireto-creativo-2018-juguemos.html

Aquí la pegatina:




Y a partir de aquí, el relato.

LLUEVE CENIZA 



Cuando la lluvia me obligaba a quedarme en la entrada de la cueva, viendo las gotas de ceniza húmeda envenenar un poco más la tierra, al otro lado del muro de cristal, me acordaba del arte del pasado. Antes, la lluvia inspiraba melancolía, romanticismo; la pintaban, salía en las películas. Verla caer desde el otro lado de una ventana era hermoso, decían. Ojalá hubiera crecido en esa época. En aquel instante, la impotencia me causaba una opresión en el pecho. No estaba segura de si había cubierto bien el brote que era mi última esperanza de ver un mundo diferente algún día. Si la lluvia lo abrasaba…

El ruido de unos pasos me hizo volverme. Era Francisco quien, desde hacía dos semanas, era la persona de mayor edad de la cueva. El hombre se acercó al cristal y se quedó mirando al exterior.

—¿Cuánto tiempo ha estado lloviendo?

—Llevo aquí un par de horas y ya llovía. No ha parado —dije.

Francisco observó un rato los caminos que las gotas de ceniza describían en el cristal que nos protegía del exterior.

—Paula y yo creímos tener mala suerte en nuestra luna de miel porque llovió durante tres días y no pudimos recorrer todas las calles de Nueva York que nos habíamos propuesto. —Suspiró—. ¿Cómo íbamos a saber que la lluvia se convertiría en eso?

—Así son las cosas.

—Sí, son así, pero… las cosas no tenían que ser así. Nos decían que el viaje de novios de nuestros hijos sería a la Luna. Y le decía a mi mujer que iríamos al puerto espacial a despedirles, dos veces.

No habría sabido qué decirle. Por suerte, no volvió a hablar. Francisco era el único habitante de la Cueva de la Pileta que aún recordaba el viejo mundo. Y a pesar de los años transcurridos, aún añoraba a su mujer y a sus dos hijos, de tres y dos años cuando sucedió todo. Fantaseaba con lo que podrían haber sido: médicos, abogados, ingenieros… Soñaba con ellos para olvidar que estaban en Madrid, la capital de lo que había sido España, cuando estalló la guerra. La ciudad debía de ser un montón de cascotes y cenizas, formado por los restos de sus edificios y de los cadáveres.

Nadie había sobrevivido al bombardeo. Francisco se salvó porque realizaba excavaciones en aquella misma cueva. Y en nuestra comunidad, sabíamos que Francisco habría preferido morir con ellos.

* * * * * 

Mi brote había sobrevivido a la lluvia, aunque se le habían quemado varias hojas. Agoté mis dos horas de uso de uno de los trajes de la comunidad en regar, echar un poco de abono y reforzar la protección que una pared de roca natural proporcionaba al brote de algarrobo del que cuidaba. Francisco decía que la tierra daría muestras de empezar a curarse cuando los árboles volvieran a crecer. Mi esperanza era acelerar el proceso, que el algarrobo creciera. Quizá, cuando pasaran muchos años, podría salir al exterior sin protección, con ropa corriente.

* * * * * 

Mis esperanzas se fueron marchitando a medida que mi brote perdía las hojas una tras otra. Solo le quedaban dos, y una empezaba a ponerse marrón. Si el brote moría, esperaría un año y volvería a intentarlo, pero ignoraba cuántas veces sería capaz de insistir.

Un rumor constante de pasos y voces me hizo levantarme de la cama. Y cuando supe qué sucedía, se me olvidó la preocupación por mi brote. Me dirigí lo más rápido que pude a la entrada de la cueva, ocupada ya por la mitad de los habitantes de la cueva. Y les vi. Los viajeros fueron saliendo uno a uno de la sala de esterilización.

Seis meses atrás, cinco personas habían abandonado la cueva. Su misión era medir los niveles de radiación lo más cerca posible de la cima del Mulhacén. Ese valor permitiría ajustar los modelos que había desarrollado Francisco y aclarar cuánto tiempo tendría que pasar para que el aire libre dejara de ser peligroso. Además, queríamos averiguar si había otras cuevas habitadas en la región.

Las había. De los cinco que habían regresado, tres eran desconocidos. Habíamos intercambiado gente con una de las cuevas que habían encontrado. La noticia maravillosa era que en la zona del Mulhacén vivían casi doscientas personas. Entre nuestra cueva y la del gato, sumábamos ochenta y dos habitantes. Éramos tan pocos que, en pocas generaciones, todos seríamos parientes y el futuro de la comunidad estaría en peligro. Si manteníamos el contacto con esas otras cuevas, tendríamos una oportunidad.

Los nuevos eran dos chicos y una chica. Quizá me fertilizara uno de ellos, cuando me hiciera mayor de edad. Una de las cosas que más entristecían a Francisco era que la familia formada en torno a una pareja fuera un concepto obsoleto. Mi obligación era tener hijos con todos los hombres que pudiera. Nuestra población tenía que dejar de menguar.

* * * * * 

—¿Cómo va tu brote? —me preguntó Francisco en su lecho de muerte.

—Mal.

Francisco me dijo que lo sentía y un ataque de tos le hizo callar. Cuando se recobró me pidió que le diera la mano.

—Anoche tuve un sueño. Soñé que EE.UU. y la U.R.S.S. iniciaban conversaciones secretas. Que los americanos retiraban sus misiles de Turquía y se comprometían a no invadir Cuba, y que los soviéticos se llevaban sus misiles de la isla. Y la guerra no estallaba. Y Paula te invitaba a cenar a casa, porque eras amiga de mis hijos.

Era un sueño precioso. Así tuvo que suceder todo. En la realidad, un grupo de militares cubanos fanáticos se hizo con el control de varias cabezas nucleares rusas. Fidel Castro no pudo detenerlos y arrasaron Florida y el sur de Louisiana. Estados Unidos destruyó Cuba, la Unión Soviética bombardeó EE.UU., estos lanzaron todos sus misiles contra la U.R.S.S…. La Tierra entera quedó destruida por aquella estúpida rivalidad.

* * * * *

Hice la última visita a mi brote, que ya era una ramita seca. No pude evitarlo; me senté junto al brote seco y lloré como si fuera una niña pequeña. Cuando me calmé, examiné el brote: quizá pudiera devolverle a la comunidad parte del abono.

Y cuando recogía con cuidado la tierra fértil, se me escaparon unas risas. En la base de la ramita seca, estaba naciendo una nueva hoja.

04 enero 2018

Turno 2 Completo - España



TURNO 2: ESPAÑA

ACCIONES

GOBIERNO

La situación actual de cada cubo es (donde en rojo está el territorio ocupado por el gobierno y en azul los estados que se han creado en la zona no controlada):

Cubo 1

Todos los ataques se producen hacia la cara este del cubo, en horizontal. Se desplazan todos los nanorrobots excepto los de la casilla más al sur, en el que solo  se desplazan 500.



Cubo 2
Todos los ataques se producen hacia la cara este del cubo, en horizontal. Se desplazan todos los nanorrobots excepto los de la casilla más al sur, en el que solo  se desplazan 500.



El estado tenía 254 nanorrobots en reserva. Tras la producción de este turno (169), el total asciende a 423.

ENTIDADES PÚBLICAS LOCALES

En el segundo turno ya hay ocho entidades públicas locales. Las unidades que van acumulando provienen de dos fuentes:

1) Se asignaron 13 nanorrobots (o unidades) aleatoriamiente a cada una de las ocho entidades establecidas. El total repartido fue 169.

2) Aquellas unidades producidas por los usuarios que responden a las encuestas en la cuenta de Twitter @sinciforma. 

En este segundo turno, un usuario concedió 50 unidades a Asturias. El número de nanorrobots que posee cada entidad pública local es:

Entidad
Nanorrobots
Galicia
152
Asturias
63
Madrid
63
Andalucía
39
Cataluña
26
Castilla y León
25
Murcia
13
Valencia
13

Hasta que ninguna de ellas consiga reunir las 5000 unidades necesarias para iniciar el ataque a un cubo, la única actuación de estas entidades será la acumulación de unidades o, como novedad, el préstamo de unidades al estado, en condiciones que se fijarán en nuevas reglas.

En el siguiente turno, se completará el número de entidades públicas locales.

ENTIDADES PRIVADAS

Se han creado las cuatro siguientes:

  • Sinciforma: reunirá milésimas de nanorrobots prestando “servicios” sobre el mundo empresarial.
  • Tecnos: reúne milésimas con cuestiones relacionadas con la tecnología.
  • Cieyma: acumula milésimas con contenidos relativos a la ciencia.
  • Liter: acumula milésimas gracias a contenido relacionado con la literatura.

Comienzan su actividad en el siguiente turno.
NOTA: La sección de tiradas queda eliminada a partir de este turno, dado su escaso interés. Seguiré guardando los resultados de las mismas, pero no los publicaré.

Participo en el OrigiReto Creativo 2018

Pues eso, una entrada breve para comentar que participo en este reto literario. Será divertido. Podéis saber más de la iniciativa en las bitácoras de sus creadoras:

Stiby: https://nosoyadictaaloslibros.blogspot.com.es/2017/12/reto-de-escritura-2018-origireto.html

Musajue: http://plumakatty.blogspot.com.es/2017/12/origireto-creativo-2018-juguemos.html

Tengo a los participantes (aún me queda agregar a algunos) en la siguiente lista de mi cuenta de Twitter:

Lista de participantes: https://twitter.com/sinciforma/lists/origireto2018

Lo pasaremos bien. 

Adelanto del turno 3, como agradecimiento a quienes votan

Adelanto la situación de las entidades privadas de mi juego para la ludificación de mi cuenta de Twitter. Estoy terminando con el turno 2, que publicaré en breve.

Gracias a todos los que, en la última semana de 2017 votastéis dos veces por Andalucía y una por Castilla la Mancha. Gracias a vuestros votos, esas comunidades están en los puestos más altos. Después del cambio que habrá en el turno 3 acerca de la asignación de los 169 nanorrobots que se les ceden a las autonomías, las votaciones serán aún más importantes que antes. Estos son los resultados. Gracias.


Entidad
Nanorrobots
Galicia
165
Andalucía
139
Asturias
63
Madrid
63
Castilla la Mancha
63
Cataluña
39
Murcia
26
Valencia
26
Castilla y León
25
Cantabria
13
País Vasco
13
Navarra
13
Aragón
13
La Rioja
13
Baleares
13
Ceuta
13
Melilla
13
Canarias
0
Extremadura
0